Publicidad

izquierda

miércoles, 22 de noviembre de 2017

Regístrate | Iniciar sesión

Sombra
facebook dominical Twitter dominical Youtube dominical Instagram de Revista Dominical

  Buscador

Sombra 1

Salud y Belleza | Belleza

La piel no es un disfraz

Muchos leen estas líneas desde el sosiego solariego que ofrece carnavales, lapso en que los cuidados de la piel deben protagonizar la jornada


Fecha: 26-02-2017

Etiquetas: piel, carnavales, playas, hidratar, cuerpo, belleza


La piel no es un disfraz
Es importante usar protector. (Créditos: Archivo)

Por: Concepción León

 



La piel se expone al sol durante el periodo de descanso que ofrecen los días de carnavales; no obstante, esta protagonista de las playas suele regresar muy perjudicada, no solo por la inclemencia del astro rey, sino también por los productos fotoprotectores y demás rutinas que acentúan las señales de envejecimiento y que también, siempre es preciso recalcarlo, afectan el estado de salud del órgano más extenso del cuerpo.

Una primera medida es la utilización de bloqueador para minimizar los efectos del sol sobre la piel. También, sin el consumo adecuado de agua, este órgano es incapaz de lograr la elasticidad y la luminosidad para mantener el bronceado. “Como mínimo se debe ingerir dos litros de agua cada día, una cantidad que podemos sustituir, en parte, por los ricos jugos de temporada”, expone la dermatóloga Nancy Sandra Pérez, quien añade que también debemos hidratar la piel por fuera: “con la llegada de las altas temperaturas, la piel se reseca, para que recupere su luminosidad natural es necesario que la hidratemos después de limpiarla, un proceso que deberemos realizar al menos una vez al día”.

 

Al regreso

“Esta parte de cuerpo es la más dañada por los procesos oxidativos que se añaden al envejecimiento natural”, indica Ama Marieta Jiménez, esteticista profesional y quien, tras el regreso del asueto de carnavales acontecido teniendo el mar como testigo, recomienda realizar una exfoliación del rostro, mediante tratamientos integrales y naturales.

Además, para Jiménez es fundamental recuperar y mantener los hábitos de limpieza e hidratación, perdidos por los cambios de rutina de las vacaciones. “Durante el año y según cada caso particular, la mesoterapia facial (microinflitraciones de ácido hialurónico y vitaminas), supone una lucha contra el paso del tiempo y ayuda al mantenimiento de las estructuras internas que, gracias al colágeno, evitan la caída y pérdida de volumen en el rostro”, señala la especialista, para quien la mesoterapia ofrece muchas posibilidades, puesto que es “un cóctel de belleza que se puede personalizar y dosificar, según edad y tipo de piel” y cuyas vitaminas le aportan “frescura, limpian y rejuvenecen”.

Las capsulas de concentrados de sustancias nutricosméticas como el colágeno, el Omega 3, la vitamina C y el selenio, nos ayudan como parte de la terapia antiedad, aunque “debemos consultar a nuestro médico de cabecera, sobre los ciclos para tomarlas: tiempo y dosis”.

No hay que olvidar las manos. Son, junto con el rostro, nuestra carta de presentación en fiestas, ceremonias y en los entornos laborales, y las terapias biológicas a base de plasma rico en plaquetas son especialmente útiles para devolverles el volumen perdido y el aspecto rejuvenecedor.

 



Notas Relacionadas


Publicidad


Publicidad



Especiales

Al Fogón con Dominical.
Al Fogón con Dominical.

Al Fogón con Dominical.

Premios Óscar 2016
Premios Óscar 2016

Premios Óscar 2016

 
 


Ver más