Publicidad

izquierda

miércoles, 22 de noviembre de 2017

Regístrate | Iniciar sesión

Sombra
facebook dominical Twitter dominical Youtube dominical Instagram de Revista Dominical

  Buscador

Sombra 1

Firmas > El laberinto del comensal





La leche

Ese alimento al que tanto nos cuesta renunciar


Fecha: 29-10-2017


 


La leche
(Créditos: )

Por: Oscar Milano


Dejando por fuera la ironía, el ser humano es el único mamífero que decide si le gusta la leche o no o sí la sigue tomando aunque ya no la necesite en su vida adulta. Desde ese punto de vista, la leche es sana para quienes les gusta. En Occidente solemos usar el término “leche” en forma general para referirnos a la proveniente de la vaca, alimento que ha sido consumido por nosotros desde antiguo. Luego de la materna, se considera el más perfecto sustituto de la que por naturaleza nos corresponde durante los primeros años de vida.

Podríamos afirmar que el sabor de la leche es nuestro primer recuerdo gastronómico, sea porque nuestra propia madre nos amamanta o porque se nos alimenta con leche pasteurizada. Sigue estando presente en nuestra dieta como ingrediente en otras preparaciones como sopas, caldos, salsas, crepes, tortas, flanes, natillas, purés, helados y otras tantas delicias con las que nos gusta alegrarnos la vida. Con ella también se elaboran otros alimentos como quesos, mantequilla y yogurt igualmente saludables y sabrosos, a partir de los cuales se ensancha más el número de preparaciones que podemos realizar teniéndola como base. Así es que si usted es de los que comparte la afición por este líquido aun siendo ya un adulto, le vamos a recomendar que trate siempre de consumir el tipo que se consigue en el mercado como descremada, pues la leche completa, a pesar de tener mucho calcio, contiene una considerable cantidad de grasa. Entre los beneficios que se pueden obtener al consumirla se cuenta el hecho de que contribuye a regular la presión arterial, aporta de calcio previniendo el desarrollo de la osteosporosis, pues contribuye a su fortalecimiento, también se dice que el consumo de ella previene el cáncer. Se ha descubiertos que estos beneficios están directamente relacionados con el nivel de calcio que posee la leche. Por lo tanto, se trata de proveerse de una buena dosis de este importante mineral.

LECHE FRITA

(8 porciones)

 

INGREDIENTES

½ lt de leche fría

200 gr de maizina

8 yemas de huevo

1 ½ lts de leche muy caliente

2 tazas de azúcar

Corteza de 2 limones

2 cdtas de sal

1 cda de mantequilla

INGREDIENTES PARA EMPANIZAR

Harina

Huevo batido

OTROS INGREDIENTES

Aceite para freír

Azúcar

Canela molida

PREPARACION

1      En una olla, disolver la maizina con la leche fría. Reservar.

2      En otra olla aparte, mezclar muy bien las yemas, la leche caliente, el azúcar, la corteza de limón y la sal. Cocinar a fuego medio por 3 minutos. Agregar la maizina disuelta y sin dejar de remover, llevar a un hervor y cocinar hasta engruesar. Retirar del fuego. Colar. Revolver con la mantequilla y guardar en envases rectangulares cubiertos. Refrigerar hasta el día siguiente.

3      Desmoldar. Cortar en cubos regulares. Pasar por harina y huevo batido y freír en aceite bien caliente, hasta dorar uniformemente.

4      Sacar del aceite y colocarlos en una fuente con azúcar y canela molida mezclada, rebozarlos con esta preparación y reservar.

5      La leche frita no se sirve demasiado caliente. Es recomendable hacerla por lo menos 1 hora antes de servir.



Posts Anteriores



Oscar Milano

El laberinto del comensal

Apasionado de la buena cocina, investigador, escritor, editor, docente y asesor en el área gastronómica. Fotógrafo y artista plástico por pasión.




Publicidad


Publicidad





Especiales

[CMSDataProperties.LoadTransformation]: http://server/CMSTransformations/fd039893-3c05-43cb-8d68-afbb3b1ddac8/CC/Multimedia/EspecialesCaja.ascx(4): error CS0103: The name 'URLEspecial' does not exist in the current context
 
 


Ver más